Córdoba - Argentina: fabricación de tejas con neumáticos reciclados y plástico.

GladiadorGladiador Miembro Publicaciones: 8

Investigadores del Conicet y de la UTN Córdoba desarrollaron tejas de caucho con neumáticos en desuso. 




Estas tejas son resistentes, económicas y reducen la contaminación ambiental, siendo el principal objetivo transferir esta tecnología a municipios para la fabricación de viviendas sociales.

Los neumáticos en desuso generan un problema ambiental importante, ya que son de gran volumen y su disposición final no es fácil de gestionar, terminando en basurales a cielo abierto o descartados en la vía pública.

En esta línea, investigadores del Centro Experimental de la Vivienda Económica (CEVE), perteneciente al CONICET y a la Asociación de Vivienda Económica, y del Centro de Investigación, Desarrollo y Transferencia de Materiales (Cintemac) de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN), Facultad Regional Córdoba, desarrollaron tejas elaboradas de caucho y plástico reciclado, teniendo como ventaja ser livianas, flexibles y resistentes que las tejas convencionales, reutilizando de esta manera un desecho y brindando una solución económica para la construcción de viviendas sociales.


 


“Con este tipo de tecnologías buscamos colaborar en reducir el déficit habitacional que hay en el país. Por eso, algunas premisas que tenemos al desarrollar estos proyectos son que los componentes no sean de costo elevado y que aporten a reducir la contaminación del medio ambiente. También tenemos objetivos sociales y de género, ya que la elaboración de las tejas posibilita la generación de nuevas fuentes de trabajo, que puede ser realizado de igual manera por varones y mujeres porque no requiere de gran fuerza física. Para unir los componentes, utilizamos plástico reciclado procedente de bidones, bolsas y caños. Es decir, que se trata de una teja compuesta al 100% de materiales reciclados”, relata la Dra. en Ciencias del Diseño, Investigadora del CONICET y Directora del CEVE, Rosana Gaggino.

Además, comenta que los municipios están teniendo mayor interés en incorporar este tipo de tecnología porque representa una solución tanto en lo ambiental como para el problema habitacional, así mismo las campañas de reciclaje están creciendo.

El proyecto fue uno de los tres ganadores del 3CProgram Acceleration Fund, siendo el objetivo principal que los equipos elegidos puedan avanzar en el desarrollo de los productos a través del prototipado y la validación en el mercado, por tal motivo contarán con 3000 libras esterlinas y un monitoreo con referentes de la Universidad de Cambridge durante tres meses. 




“Este financiamiento nos va a permitir realizar mejoras en el proceso productivo para ir preparando la transferencia al medio. Por ejemplo, armar el plan de negocios y realizar algunos ajustes en el proceso de elaboración de las tejas. Hasta ahora, hicimos la producción con equipamiento que tenemos en el instituto, pera para pasar a la escala industrial se requiere equipamiento de mayor envergadura. Ahora vamos a comenzar la etapa de preparación del producto para hacer la transferencia. Ya hemos tenido consultas por parte de municipios y empresarios particulares interesados en la tecnología”, asevera Gaggino.




Por otra parte, se está trabajando en otra línea de investigación y transferencia enfocada en la elaboración de componentes constructivos a partir de botellas plásticas recicladas, además se continúan realizando capacitaciones a municipios, fundaciones y cooperativas para que puedan avanzar en el montaje de emprendimientos productivos a partir de estos materiales.


Accede o Regístrate para comentar.